OTRA JORNADA VIOLENTA

Venezuela anuncia su retiro de la OEA en medio de creciente presión

El gobierno de Venezuela anunció su retiro de la Organización de Estados Americanos (OEA), luego de que se convocara a una reunión de cancilleres para evaluar la grave crisis del país, que este miércoles vivió otra jornada de protestas con violencia.

Marcha de apoyo al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, del 26 de abril de 2017, en Caracas (Foto AFP).

"El día de mañana (jueves), tal como ha instruido el presidente Nicolás Maduro, presentaremos la carta de denuncia a la OEA e iniciaremos un procedimiento que tarda 24 meses", anunció la canciller venezolana Delcy Rodríguez, en una declaración transmitida por la televisión oficial.

"Pido la Unión Cívico-Militar del Pueblo en esta Batalla por la Independencia y La Paz de nuestra Patria... #PorDignidadNosVamosDeLaOEA", escribió posteriormente el propio Maduro en Twitter.

El gobierno de Venezuela anunció su retiro de la Organización de Estados Americanos (OEA), luego de que se convocara a una reunión de cancilleres para evaluar la grave crisis del país, que este miércoles vivió otra jornada de protestas con violencia.

"El día de mañana (jueves), tal como ha instruido el presidente Nicolás Maduro, presentaremos la carta de denuncia a la OEA e iniciaremos un procedimiento que tarda 24 meses", anunció la canciller venezolana Delcy Rodríguez, en una declaración transmitida por la televisión oficial.

"Pido la Unión Cívico-Militar del Pueblo en esta Batalla por la Independencia y La Paz de nuestra Patria... #PorDignidadNosVamosDeLaOEA", escribió posteriormente el propio Maduro en Twitter.

Rodríguez subrayó que "Venezuela no participará en lo sucesivo de ninguna actividad, de ningún evento, donde se pretenda posicionar el intervencionismo y e injerencismo", al calificar a los 19 países que votaron a favor de la cita de ministros de Exteriores como "cipayos (serviles) genuflexos".

A petición de Caracas, la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) convocó una reunión extraordinaria para el 2 de mayo. Diecisiete de sus 33 miembros votaron la resolución de la OEA.

Maduro enfrenta desde hace un mes una ola de protestas que exigen elecciones generales y que han derivado en choques entre fuerzas de seguridad y manifestantes, disturbios y saqueos, que dejan ya 28 muertos y cientos de heridos y detenidos.

"Es la peor decisión que puede tomar el gobierno y constata que es un gobierno derrotado", manifestó el presidente del Parlamento de mayoría opositora, Julio Borges, al reaccionar al anuncio sobre la OEA.

Maduro, a quien el secretario general del organismo hemisférico, Luis Almagro, tilda de dictador, asegura que la "derecha venezolana" hace "terrorismo" para provocar caos como parte de un plan dirigido por Estados Unidos para derrocarlo y propiciar una intervención extranjera.

Lluvia de bombas lacrimógenas

Agentes antimotines dispersaron este miércoles con bombas lacrimógenas una movilización de miles de opositores contra Maduro. Un joven de 20 años murió por el impacto de una bomba de gas en el pecho en Altamira, este de la ciudad.

La militarizada Guardia Nacional y la policía impidieron, con una lluvia de gases, perdigones y chorros de agua, en la autopista Francisco Fajardo y otros puntos del este de Caracas, que la marcha avanzara hacia la Defensoría del Pueblo, en el centro, considerado un bastión por los chavistas.

Algunas bombas cayeron entre la multitud y en el sector de Santa Mónica los gases afectaron a niños que estaban en una escuela.

En San Cristóbal (estado Táchira, fronterizo con Colombia) y en otras ciudades, las fuerzas de seguridad también repelieron a manifestantes.

"Quiero morir en Venezuela libre de dictadura. Llevo casi un mes protestando y voy a seguir hasta que salgamos de esto", declaró a la AFP Elizabeth Freites, de 77 años, quien dice haber participado en todas las marchas.

Más de Mundo