Este sitio utiliza cookies. Si sigues navegando por este sitio, aceptas el uso de las mismas. [ Acepto ] [ Política de cookies ]

CONDENADO A 2 AÑOS DE PRISIÓN

Vestido de policía, un hombre se llevó cien cajas de pollo desde una avícola

La maniobra fue cometida por un hábil estafador, quien también embaucó a un comercio que vende fotocopiadoras, una de las cuales logró llevarse tras simular ser empleado de una conocida minera. Por ambos hechos, fue condenado a dos años de prisión condicional en un juicio abreviado.

Los encargados de la avícola llamaron al 911 y revelaron la maniobra, cuando vieron que el destino de las cajas de pollo no eran para la policía.
Los encargados de la avícola llamaron al 911 y revelaron la maniobra, cuando vieron que el destino de las cajas de pollo no eran para la policía.

La condena recayó sobre Luis Alberto Palomino, de 33 años, considerado autor material y penalmente responsable del delito de estafa en grado de tentativa y falsedad de instrumento público en concurso real, por ambos hechos.

En el primero de los casos, Palomino fue denunciado por la socia de un comercio dedicado a la venta de fotocopiadoras, insumos y repuestos de esta ciudad, quien sostuvo que el acusado se contactó con la firma para acordar la compra de una fotocopiadora.

La comerciante explicó que el estafador aseguró ser empleado de una empresa minera conocida, por lo que no sospechó nada extraño. Además, el sujeto se había contactado previamente mediante mails con el local comercial, bajo otro nombre, para concretar la operación.

En los correos, según lo denunciado, había solicitado la cotización de la compra asegurando que la cancelación se haría en 45 días. El día que se presentó en el comercio para retirar la máquina, en tanto, lo hizo con la indumentaria de la empresa minera.

De esta manera, Palomino se llevó la máquina de fotocopias y aseguró que la cancelación se haría tal como se pactó mediante los mails, sin embargo, el dinero nunca fue depositado y ante la ausencia de respuestas a los correos utilizados, es que se radicó la denuncia por la estafa.

Por otra parte, el encargado del depósito de una empresa avícola local sumó una segunda denuncia contra el acusado. En este caso, y según surge del juicio abreviado, Palomino se presentó en la firma y adujo ser efectivo policial.

En ese carácter, pidió la cotización de cien cajas de pollo que serían destinadas a la Policía de la Provincia. Señaló que la mercadería debía entregarse en la dependencia de la Comisaría Primera. Así, y luego de un intercambio de mensajes, facturas y órdenes de compra, el imputado logró que le entregaran las cien cajas de pollo.

Como el caso anterior, Palomino afirmó que el pago se realizaría próximamente mediante cheque, ya que esa era la modalidad de pago de la institución policial. En contrapartida, la empresa entregó la mercadería a cambio de una orden de pedido con sellos, pero sin ninguna firma.

Los encargados de la avícola, sin embargo, sospecharon y siguieron al acusado cuando se retiró del depósito, con los pollos. Fue así como descubrieron que el destino de la carga no era la Comisaría Primera, por lo que llamaron de inmediato al 911 y revelaron la maniobra. El imputado fue condenado en un juicio abreviado, donde se dispuso la condena de dos años de prisión condicional.

VER MÁS

Deportes


VER MÁS

Salta


VER MÁS

Judiciales


VER MÁS

El País


VER MÁS

Te puede interesar


VER MÁS

Política


VER MÁS

Seguridad


VER MÁS

Mundo


VER MÁS

Cultura


VER MÁS

Provinciales


Más de Judiciales
Javier Navarreta y Viviana Fernández, condenados por el delito de defraudación a la administración pública.

VIVIANA FERNÁNDEZ Y JAVIER NAVARRETA

Condenaron a dos ex gerentes del PAMI por haber gestionado y cobrado el IFE

Ayer a la tarde, en otro juicio de relevancia que se llevó a cabo en esta ciudad, pero en el fuero federal, la jueza Marta Liliana Snopek, del Tribunal Oral Federal 1, condenó a Viviana Fernández y Javier Navarreta por el delito de defraudación a la administración pública.


ÚLTIMAS NOTICIAS