CORRUPCIÓN K

Un detenido por Bonadio tiene un apellido vinculado al senador Romero

Un empresario que figura entre los detenidos por el juez Claudio Bonadio en el caso de los cuadernos de la corrupción, posee un apellido vinculado a los negocios del ex gobernador Juan Carlos Romero. Se trata de Claudio Javier Glazman, primo de un yerno del senador: Nicolás Glazman, casado con su hija Lucía.

Claudio Glazman, fue detenido por el caso de los cuadernos.

Un empresario que figura entre los detenidos por el juez Claudio Bonadio en el caso de los cuadernos de la corrupción, posee un apellido vinculado a los negocios del ex gobernador Juan Carlos Romero.

Se trata de Claudio Javier Glazman, primo de un yerno del senador: Nicolás Glazman, casado con su hija Lucía.
El yerno es hijo de Ricardo Daniel Glazman, conocido por sus empresas relacionadas con el juego de azar y otros rubros, entre ellos el inmobiliario.

La boda Glazman- Romero se efectuó en diciembre del año 2009, en la mansión que la familia posee en Castellanos, propiedad  del ex gobernador.

Aquella fiesta de boda, la que tuvo varios ribetes, entre ellos un desmayo nada menos que del novio, dejó sellado el vínculo entre los Glazman y los Romero, tanto que Lucía aparece en el directorio de algunas empresas junto a su esposo y otros integrantes de este clan, conocido por sus negocios inmobiliarios y en el rubro de casinos, entre otros.

Basta con decir que Ricardo Glazman, consuegro de Romero, es conocido por su casino Oasis, en Buenos Aires, donde inició su carrera empresarial, según dicen, como testaferro del ex presidente, Carlos Saúl Menem, otro conocido del ex gobernador, quien fue compañero de fórmula en las elecciones presidencias del año 2003.

La unión familiar con los Glazman, vino a sellar otra relación que ya había comenzado con ellos. Es que el entonces gobernador Romero, en el año 2000, ya les había abierto las puertas a esta familia cuando decidió privatizar el juego de azar en la provincia.

Romero en febrero del año 2.000 le cedió a su consuegro la concesión de las máquinas tragamonedas del shopping Alto Noa a Ricardo Glazman, quien en menos de una década se convertiría en su consuegro, sellando con sangre el vínculo que habían iniciado a través del juego de azar.

En el Boletín Oficial, quie dio vida a ENJASA: Entretenimiento del Juego de Azar, no se dio todo el detalle de la privatización del juego de azar. Solamente se consignó la primera parte del mismo, no los anexos, una metodología habitual para no mostrar todo el contenido de los Decretos.

En los anexos se “escondía” una cláusula especial que especificaba que se podían vender las acciones de la Sociedad del Estado a operadores privados, de modo que esa licencia terminó en manos de amigos y supuestos prestanombres relacionados con Romero, entre los cuales se destacan Glazman, Gustavo Cinosi y Carlos Garramon, éste último empresario uruguayo, dedicado a la hotelería exclusiva y de buenas migas con la cadena Sheraton de hoteles, al cual se le otorgó una licencia exclusiva y excluyente por 30 años.

Más de Judiciales
La falta de juicio por los brigadistas muertos se debe a las numerosas presentaciones de las partes, y la cantidad de pruebas a producir.

PROCESO PENAL Y CIVIL

Explican razones de la demora del juicio oral por los brigadistas

En el Juzgado de Garantías 4, a cargo del juez Diego Rodríguez Pipino, se tramita en etapa de juicio la causa que se sigue contra Víctor Jesús Ola Castro, Roberto Durnelli y Víctor César Dagum, acusados del delito de incumplimiento a los deberes de funcionario público.