Este sitio utiliza cookies. Si sigues navegando por este sitio, aceptas el uso de las mismas. [ Acepto ] [ Política de cookies ]

SU INFLUENCIA EN DECENAS DE MÚSICOS

Seis años sin Gustavo Cerati: su huella en el rock Latinoamericano

Líder de la banda de rock Soda Stereo. Considerado uno de los músicos más importantes, populares e influyentes del rock latinoamericano

Gustavo Cerati dejó su huella en el rock latinoamericano y decenas de músicos de todo el continente reconocen su influencia.
Gustavo Cerati dejó su huella en el rock latinoamericano y decenas de músicos de todo el continente reconocen su influencia.

Un día como hoy, del año 201, luego de 4 años en coma, fallece Gustavo Cerati, uno de los músicos argentinos mas reconocidos en todo el mundo, líder de la banda de rock “Soda Stereo”

Gustavo Adrián Cerati nació en Buenos Aires el 11 de agosto de 1959. Según sus propias palabras en distintos reportajes, “era un chico de barrio” que jugaba con sus vecinos en las calles de Barracas.

Su madre, Lilian Clark, contó en más de una ocasión que al cantante y guitarrista de Soda Stereo le gustaba conectarse con la gente y solía encabezar las fiestas familiares y del colegio. “Con una guitarrita de madera o un palo de escoba, animaba todos los cumpleaños”, detalló.

“La mayor parte de mi adolescencia la viví en Villa Ortúzar. Vivía como un chico normal. Tengo dos hermanas y yo era el que estaba en la calle todo el tiempo con mi barra de amigos y jugando a la pelota. Mi actividad más importante fuera del colegio era dibujar”, narraría el propio Gustavo en algunas entrevistas al recordar cómo fueron sus primeros años de vida. “Iba como germinando en mi la idea de formar bandas, al principio con folclore, con los profesores del barrio”, señaló.

A partir de los 14 años, empezó a integrar sus primeros grupos. Con una fuerte influencia de Luis Alberto Spinetta -su gran referente a nivel local- y de los Beatles, su banda favorita internacional en esa época; se fue metiendo más de lleno en su verdadera pasión.

Todo iba a cambiar en 1982 para este estudiante de publicidad. Ese año se convertiría en bisagra porque estableció una estrecha relación con Héctor “Zeta” Bosio y Charly Alberti, vínculos que habrían de resultar decisivos en el futuro de los tres.

Con el bajista se conocían con anterioridad porque eran compañeros en la Universidad del Salvador, pero recién profundizaron su amistad en el verano del ’82 en Punta del Este. Durante esos días, decidieron regresar a Buenos Aires y formar una banda, que sería -nada más ni nada menos- Soda Stereo, después del ingreso de Alberti.

El baterista llamaba insistentemente por teléfono a la hermana de Gustavo para invitarla a salir y un día atendió Cerati y se pusieron a charlar de música. Entonces coordinaron que iban a reunirse para probar: Charly pasó el examen y el grupo ya estaba en marcha.

 

A lo largo de su carrera -con la banda y fuera de ella- Gustavo Cerati grabó cientos de canciones, que quedaron plasmadas en una serie de discos que pasaron a la historia de la música argentina y latinoamericana.

El debut

El primer álbum, llamado Soda Stereo, se editó el 27 de agosto de 1984 con 11 canciones y un estilo bien definido: se trataba de temas para bailar, que tenían velocidad, ritmo y potencia.

La grabación se hizo en los estudios de CBS, en la calle Paraguay al 1500. Allí, los miembros de Soda tuvieron que sortear varios inconvenientes. Cerati, Bosio y Alberti sufrieron el hecho de tener que grabar en horarios rotativos y con técnicos distintos; en lugar de tener un solo turno y una persona en especial, como es lo más recomendable para que las cosas salgan bien. Sin embargo, pese a esos problemas, el disco terminó siendo lo que ellos pretendían.

“El trabajo fue muy simple porque los temas ya tenían los arreglos resueltos y pensados, desde el sonido de los instrumentos hasta detalles de voces”, decía por esos días Federico Moura. El líder de Virus fue el productor artístico del disco debut de Soda.

La presentación del álbum se realizó el 1 de octubre de 1984 -día del cumpleaños de Zeta Bosio- en el subsuelo del local de Pumper Nic ubicado en el microcentro porteño. El grupo estuvo acompañado por Moura y otros colegas, además de algunos amigos, allegados y periodistas.

“¿Por qué no puedo ser del Jet Set?”, “Sobredosis de TV”, “Te hacen falta vitaminas” y “Trátame suavemente” se convirtieron en hits al poco tiempo y, aún hoy, son los temas más recordados de ese trabajo.

El segundo disco de la banda mostró un sonido mucho más trabajado y se notó un salto de calidad. Letras un poco más profundas e, incluso, canciones que no sólo eran para bailar (como sucedía con el álbum anterior). Un ejemplo de esto es el tema “Ecos” -último de la placa-, que mostró una faceta distinta, tanto en la musical como en la narrativa.

Nada personal (1985) fue grabado en los estudios Moebio de Buenos Aires con el técnico Mariano López como ingeniero de sonido. Editado en noviembre de 1985, se trató de un quiebre en la carrera del trío.

El videoclip de “Cuando pase el temblor” marcó una época y fue uno de los más recordados de la banda. Dirigido por Alfredo Lois, las imágenes de los músicos con sus peinados y ropas extravagantes contrastaban con el paisaje de Tilcara. Además, constituyó un hito para el rock latino porque en ese momento la MTV recién le empezaba a prestar atención a los grupos de la región y Soda fue el primero de Argentina en aparecer en la cadena y resultó un gran éxito.

Gustavo Adrián Cerati nació en Buenos Aires el 11 de agosto de 1959. Según sus propias palabras en distintos reportajes, “era un chico de barrio” que jugaba con sus vecinos en las calles de Barracas.

Su madre, Lilian Clark, contó en más de una ocasión que al cantante y guitarrista de Soda Stereo le gustaba conectarse con la gente y solía encabezar las fiestas familiares y del colegio. “Con una guitarrita de madera o un palo de escoba, animaba todos los cumpleaños”, detalló.

“La mayor parte de mi adolescencia la viví en Villa Ortúzar. Vivía como un chico normal. Tengo dos hermanas y yo era el que estaba en la calle todo el tiempo con mi barra de amigos y jugando a la pelota. Mi actividad más importante fuera del colegio era dibujar”, narraría el propio Gustavo en algunas entrevistas al recordar cómo fueron sus primeros años de vida. “Iba como germinando en mi la idea de formar bandas, al principio con folclore, con los profesores del barrio”, señaló.

A partir de los 14 años, empezó a integrar sus primeros grupos. Con una fuerte influencia de Luis Alberto Spinetta -su gran referente a nivel local- y de los Beatles, su banda favorita internacional en esa época; se fue metiendo más de lleno en su verdadera pasión.

Todo iba a cambiar en 1982 para este estudiante de publicidad. Ese año se convertiría en bisagra porque estableció una estrecha relación con Héctor “Zeta” Bosio y Charly Alberti, vínculos que habrían de resultar decisivos en el futuro de los tres.

Con el bajista se conocían con anterioridad porque eran compañeros en la Universidad del Salvador, pero recién profundizaron su amistad en el verano del ’82 en Punta del Este. Durante esos días, decidieron regresar a Buenos Aires y formar una banda, que sería -nada más ni nada menos- Soda Stereo, después del ingreso de AlbertI.

El baterista llamaba insistentemente por teléfono a la hermana de Gustavo para invitarla a salir y un día atendió Cerati y se pusieron a charlar de música. Entonces coordinaron que iban a reunirse para probar: Charly pasó el examen y el grupo ya estaba en marcha.

A lo largo de su carrera -con la banda y fuera de ella- Gustavo Cerati grabó cientos de canciones, que quedaron plasmadas en una serie de discos que pasaron a la historia de la música argentina y latinoamericana.

El debut

El primer álbum, llamado Soda Stereo, se editó el 27 de agosto de 1984 con 11 canciones y un estilo bien definido: se trataba de temas para bailar, que tenían velocidad, ritmo y potencia.

La grabación se hizo en los estudios de CBS, en la calle Paraguay al 1500. Allí, los miembros de Soda tuvieron que sortear varios inconvenientes. Cerati, Bosio y Alberti sufrieron el hecho de tener que grabar en horarios rotativos y con técnicos distintos; en lugar de tener un solo turno y una persona en especial, como es lo más recomendable para que las cosas salgan bien. Sin embargo, pese a esos problemas, el disco terminó siendo lo que ellos pretendían.

“El trabajo fue muy simple porque los temas ya tenían los arreglos resueltos y pensados, desde el sonido de los instrumentos hasta detalles de voces”, decía por esos días Federico Moura. El líder de Virus fue el productor artístico del disco debut de Soda.

La presentación del álbum se realizó el 1 de octubre de 1984 -día del cumpleaños de Zeta Bosio- en el subsuelo del local de Pumper Nic ubicado en el microcentro porteño. El grupo estuvo acompañado por Moura y otros colegas, además de algunos amigos, allegados y periodistas.

La consolidación

El segundo disco de la banda mostró un sonido mucho más trabajado y se notó un salto de calidad. Letras un poco más profundas e, incluso, canciones que no sólo eran para bailar (como sucedía con el álbum anterior). Un ejemplo de esto es el tema “Ecos” -último de la placa-, que mostró una faceta distinta, tanto en la musical como en la narrativa.

Nada personal (1985) fue grabado en los estudios Moebio de Buenos Aires con el técnico Mariano López como ingeniero de sonido. Editado en noviembre de 1985, se trató de un quiebre en la carrera del trío.

El videoclip de “Cuando pase el temblor” marcó una época y fue uno de los más recordados de la banda. Dirigido por Alfredo Lois, las imágenes de los músicos con sus peinados y ropas extravagantes contrastaban con el paisaje de Tilcara. Además, constituyó un hito para el rock latino porque en ese momento la MTV recién le empezaba a prestar atención a los grupos de la región y Soda fue el primero de Argentina en aparecer en la cadena y resultó un gran éxito.

VER MÁS

Deportes


VER MÁS

Salta


VER MÁS

Judiciales


VER MÁS

El País


VER MÁS

Provinciales


VER MÁS

Te puede interesar


VER MÁS

Política


VER MÁS

Seguridad


VER MÁS

Mundo


VER MÁS

Cultura


Más de Cultura
Es la segunda vez en la historia -la primera vez fue en 1985- que las imágenes del Señor y la Virgen del Milagro no salen de la Catedral.

FIELES Y PEREGRINOS EN CASA

Vivencias del Milagro en la calle y el hogar, en dos videos

Hoy 15 de septiembre, por segunda vez en la historia, las imágenes del Señor y la Virgen del Milagro no salen de la Catedral. Los peregrinos atraviesan un milagro atípico desde sus hogares. Aquí Nuevo Diario seleccionó dos videos para rememorar con imágenes y música esta jornada de silencio con los fieles y peregrinos en casa.

El Chaqueño Palavecino está aislado en su finca de Rosario de Lerma.

SE HIZO RÁPIDAMENTE UN HISOPADO

El Chaqueño está aislado por dar positivo de Covid-19

Tras un rápido hisopado, Oscar Esperanza Palavecino transmitió una carta a sus seguidores, a través de su cuenta de Facebook, en la cual comunicó que dio positivo de coronavirus. Ahora está aislado.

En la madrugada de este jueve falleció uno de los cantantes de Las Voces de Orán, Roberto "Ucucha" Franco.

LUCHABA CONTRA EL CORONAVIRUS

Murió "Ucucha" Franco, histórico integrante de las Voces de Orán

Roberto “Ucucha” Franco, histórico integrante de Las Voces de Orán murió la madrugada de hoy a los 76 años, luego dar positivo. Luchando contra el coronavirus había sido atendido en el hospital, pero en las últimas horas su cuadro se agravó y falleció por una complicación en sus riñones.


ÚLTIMAS NOTICIAS